MUNDO MOTOR PECES VIAJA POR EL MUNDO MARIHUANA Saltar al contenido
Animalia

¿Pueden los perros comer naranjas?

No hay nada más dulce que una naranja madura y jugosa. Ya sea que esté pelando una en un día caluroso de verano o sea parte de una ensalada de frutas de celebración, las naranjas pueden alegrar cualquier comida.

Usted y sus seres queridos disfrutan de esta golosina picante para compartir, pero ¿qué pasa con su perro? ¿Los perros también pueden comer naranjas?

La respuesta es sí, pero en cantidades limitadas. Las naranjas no son particularmente tóxicas para los perros, pero el sistema digestivo canino no está diseñado para procesar grandes cantidades de naranjas debido a su alta acidez y contenido de azúcar.

Curiosamente, los perros sanos pueden producir su propia vitamina C, por lo que este refrigerio no es imprescindible en sus dietas diarias. Sin embargo, en pequeñas dosis, las naranjas ayudan a estimular el sistema inmunológico con una dosis extra de vitamina C, potasio y fibra.

naranjas

¿De qué maneras pueden comer naranjas los perros?

Cuando se trata de naranjas, es mejor pecar de cauteloso. Puede encontrar que algunos perros, naturalmente, son reacios al olor abrumadoramente cítrico y agrio de las naranjas.

Para probar si esto es cierto para su amigo peludo, coloque una rodaja pelada y deje que su perro la huela primero un poco. ¡Es posible que descubra que no están interesados ​​o que parecen querer una cantidad ilimitada!

Debido al alto contenido de azúcar, asegúrese de limitar el refrigerio afrutado de sus perros amantes de las naranjas a solo el 10 por ciento de su ingesta diaria de alimentos.

¿Crees que tu perro puede estar comiendo demasiadas naranjas? ¿Pueden los perros comer naranjas, pelar y todo, o es necesario pelarlas antes de tiempo? A continuación, se incluyen algunas cosas a considerar:

  • Malestar estomacal: Para algunos perros, las naranjas tienen demasiada azúcar y pueden causar problemas digestivos o de heces.
  • Complicaciones de la diabetes: Los perros con diabetes deben mantenerse alejados de esta fruta con alto contenido de azúcar, ya que provocará un aumento en el azúcar en la sangre.
  • Peligro de asfixia: Los perros pueden tener problemas para tragar naranjas si no se preparan adecuadamente. Si las rodajas de naranja todavía tienen semillas o cáscaras adheridas, retírelas para evitar posibles problemas de asfixia.
  • Bloqueo: En el peor de los casos, su perro puede comerse accidentalmente una cáscara de naranja que crea un bloqueo en su tracto gastrointestinal. Esto podría requerir una cirugía de emergencia inmediata.
  • ¿Y el jugo de naranja? Aunque hacer jugo de esta fruta evitaría un peligro de asfixia, los expertos coinciden en que es más seguro evitarlo.

Como la mayoría de la “comida de la gente”, limitar y controlar la golosina cítrica de su perro le permitirá disfrutar con seguridad de este refrigerio rico en vitaminas.

¿Qué más puede comer tu perro?

Ofrecemos una colección de artículos sobre alimentos que son seguros, peligrosos o incluso tóxicos para los perros, incluidos vegetales, lácteos, pan y comida chatarra. Existe una amplia variedad de “alimentos para humanos” que son saludables para que los coma su perro, mientras que otros se consideran tóxicos y peligrosos. Vea qué frutas y verduras son buenas para su perro aquí y qué especias y condimentos están bien para darle a su pequeño amigo peludo aquí. Hemos creado estos artículos para asegurarnos de que esté informado sobre cómo alimentar a su perro con una dieta maravillosamente variada mientras aprende las limitaciones del sistema digestivo sensible de un perro.

¿Quiere saber más sobre los riesgos de las cáscaras de naranja? También podría estar interesado en leer “¿Puede mi perro comer cáscaras de naranja?”